CRONICA DEL PARTIDO DHB: INDUSTRIALES RUGBY vs OLÍMPICO DE POZUELO

Soplaba un viento helado en El Cantizal cuando el Olímpico de Pozuelo salió a enfrentarse a A.D Ingenieros Industriales Las Rozas, quienes jugaban en casa esta 6ª jornada de la División de Honor B del grupo C.

En los primeros minutos del encuentro se vio intensidad por parte del equipo local, que golpeaba lanzando sus centros y usaba el pie de su número 10, Wayne Gardner, para devolver al Olímpico a su campo cada vez que se acercaba a línea de ensayo. La defensa del Olímpico se mostró eficaz, frenando varias escapadas de Industriales con placajes certeros, aunque lo suyo le costó. Hasta 3 lesionados olímpicos en la primera media hora de partido: en el minuto 5 salió Pitu y entró Cillian, ex-Industrial que volvía a su antigua casa por primera vez, y en el minuto 28 Alejo y Metal fueron sustituidos por Becerra y Edu. Los tres mantuvieron el alto el nivel de juego y el olímpico lo agradeció.

Sería cerca de la mitad de la primera parte cuando Industriales posó el balón por primera vez en la zona Olímpica (7 – 0). No tardaron en reaccionar los de la Omega, quienes, tras un buen lanzamiento de touch y varias fases de juego de delantera permitieron a Jose Orgambide dar el primer ensayo a los visitantes. Ambos ensayos fueron transformados por lo que el partido estaba empatado a 7.

En el minuto 26, Jose Orgambide vio amarilla y dejó al equipo con una inferioridad numérica que los locales supieron aprovechar, llegando a marcar dos ensayos antes del descanso (19 – 7).

Tras el descanso siguió un partido intenso. Industriales trató de amplair la ventaja con un tiro a palos, que fue respondido por el pie de Gonzalo Rivilla (22-10) minutos más tarde. Olímpico llevó a cabo varios cambios (Jose Orgambide por Eloy Ortiz y Guillermo Nieto por Francisco “Fulli”). A partir de este momento Industriales bajó el ritmo, quizá confiado, y el Olímpico aprovechó y lo intensificó.

Haciendo uso de su superioridad en melé, los de la omega encerraron a Industriales en su 22 durante casi 10 minutos, lo cual frustró a los locales que acabaron recibiendo dos amarillas por golpes reiterados en la melé. Aprovechando esta ventaja, y tras una melé ganada, Pakuels vió el hueco y marcó un ensayo que Gonzalo Rivilla transformaría. El partido pintaba de otra manera y a falta de 8 minutos el marcador quedaba 22 – 17.

El Olímpico demostró una vez más que los partidos duran 80 minutos. Mantuvieron la intensidad hasta el final, golpeando delante con fuerza, lo que provocaría, a tan sólo 2 minutos del final del partido, que Ignacio Fernández ensayase tras una salida de melé en la que nuevamente arrasó el Olímpico. El partido quedaría en empate, pero Gonzalo Rivilla, certero como durante todo el partido, se encargó de transformarlo para poner al Olímpico arriba por primera vez en el partido (22 – 24).

Los de Pozuelo aún tendrían tiempo para trasnformar a palos un golpe más (22 – 27).  En este momento, y con el tiempo prácticamente cumplido, los de Industriales, heridos pero no muertos, se lanzaron al ataque y casi consiguen un nuevo ensayo. Tras un ruck a 10 metros de la línea de ensayo, desplegaron bien el oval que llegó hasta el ala, quien fue interceptado ya en la zona de ensayo por dos jugadores del Olímpico, Pablo Rascón y Gonzalo Rivilla que consiguieron anular el ensayo.

Fue un partido muy emocionante, trepidante y disputado.  Con esta victoría continua la buena tónica que está mostrando el equipo esta temporada y que se está adaptando a buen ritmo al nuevo sistema de juego planteado por los entrenadores.

El Olímpico de Pozuelo demostró que con trabajo duro y jugando todos a lo mismo, se perfila como un equipo sólido con claras opciones a conseguir la permanencia.

¡Esperemos que la omega siga dándonos alegrías esta temporada!

Crónica realizada por Rodro.

Foto: Yulián

Compártelo

Relacionado

Déjanos un mensaje